27 abr 2018

¿Qué es una barrera fotoeléctrica para ascensor?

¿Qué es una barrera fotoeléctrica para ascensor?

En el mundo del ascensor existe un amplio abanico de opcionales y configuraciones. Gracias a ellos, es posible ajustarse más y mejor a las características de cada edificio. Una de estas soluciones son las barreras fotoeléctricas. Hoy vemos qué son y en qué casos son recomendables.

Barreras fotoeléctricas: una opción segura

La barrera fotoeléctrica es un sistema de protección para ascensores lentos o homelift (los que viajan a una velocidad de hasta 0,15m/s). Se compone de células fotoeléctricas colocadas en el marco de una puerta de cabina. Gracias a ello, es posible eliminar esta puerta, dejando el acceso libre. Si durante el trayecto algún objeto sobresaliese por este lado, los sensores detendrían la marcha del ascensor. El usuario, desde el interior de la cabina, puede volver a reiniciar la marcha siempre y cuando los sensores no detecten ningún obstáculo.

Como condicionante, este sistema requiere pulsador sostenido, es decir, el usuario del ascensor deberá mantener presionado el botón de la planta de destino hasta que llegue a ella.

Usos y recomendaciones

Las barreras fotoeléctricas son una opción recomendable cuando la cabina presenta dimensiones muy reducidas. De esta manera, es posible ganar unos valiosos centímetros que, de otra manera, se dedicarían a una puerta automática o bus. Así también, son aconsejables en situaciones similares donde es necesario realizar un embarque doble, ya sea a 90 o 180 grados.

Algunas empresas ascensoristas utilizan este sistema como estrategia comercial con el objetivo de ofrecer precios más económicos aunque técnicamente no sea necesario. Cabe señalar que el uso de barreras fotoeléctricas es una alternativa segura, pero puede suponer un condicionante a nivel de usabilidad y confort al tener que mantener presionado el botón durante todo el trayecto. Así también, el hecho de tener uno o dos laterales abiertos no es estéticamente tan agradable como contar con todos los laterales de la cabina. Por ello, en Válida Lift creemos que el uso de barreras fotoeléctricas es recomendable solo cuando es técnicamente necesario.

Es importante tener presente que las barreras fotoeléctricas solamente pueden utilizarse en ascensores de velocidad lenta (elevadores o montacargas para personas), nunca en ascensores convencionales de +0,15m/s. Además, el uso de este tipo de barreras no permite el uso de puertas de rellano automáticas, obligando la instalación de semiautomáticas.